Conocer Cabo Frío fue una deliciosa sorpresa. Estábamos en Arraial do Cabo y decidimos hacer una visita de ida y vuelta a la principal ciudad de la región de los Lagos, en el estado de Río de Janeiro, Brasil. Y no me arrepentí.

Cabo Frío es una ciudad de 230 mil habitantes con excelente infraestructura. Es limpia, agradable, amigable para los peatones, tiene playas de aguas cristalinas y el bellísimo Canal do Itajuru. No es en vano que se le conoce como la “Princesita del Atlántico”. Además, tiene mucha historia que comienza incluso antes de su fundación en 1615, cuando tribus tupinambás ya habitaban la región.

Cabo Frío se encuentra a unos 160 km del Aeropuerto Santos Dumont (SDU), en la ciudad de Río de Janeiro, y a solo 13 km de Arraial do Cabo. El trayecto entre la capital y Cabo Frío lleva cerca de tres horas en coche y desde Arraial do Cabo son solo 15 minutos. También es posible llegar a Cabo Frío a través del aeropuerto de Cabo Frío (CFB), que se encuentra a 11 km de la ciudad. En este artículo, presentamos un itinerario de 1 día por Cabo Frío recorriendo sus principales atracciones. Sin embargo, puedes y debes pasar mucho más tiempo allí. El recorrido se hizo a pie. ¡Compruébalo!

Recorrido

1. Playa del Fuerte

Praia do Forte, Cabo Frio, Rio de Janeiro, Região dos Lagos

La Playa del Fuerte (Praia do Forte) es la principal playa de Cabo Frío, de arena blanquísima y aguas cristalinas, situada al lado del Fuerte de São Mateus. Es una playa inmensa con 7 km de largo, conteniendo tramos de aguas más calmadas y tramos con muchas olas, que suelen ser frecuentados por surfistas. Hay algunas casetas en la playa para la venta de comidas y bebidas.

En la temporada alta, fines de semana y feriados, la playa se llena en algunas áreas (no tanto como las playas de Arraial do Cabo). Sin embargo, como la Playa del Fuerte es muy amplia, siempre habrá un espacio para los bañistas.

Si a usted no le gusta bañarse, puede simplemente caminar por la agradable acera que bordea la playa.

Si usted solo quiere sombra y agua fresca, recomiendo quedarse en uno de los quioscos cerca del Fuerte São Mateus, una zona cubierta por muchos árboles. ¡Un agua de coco allí cae muy bien! En esta área, el agua del mar es un poco más oscura, pero el contraste de colores hace que el paisaje sea aún más bonito.

2. Fuerte São Mateus

Forte São Mateus, Cabo Frio, Rio de Janeiro, Região dos Lagos

El Fuerte São Mateus (o Fuerte de São Mateus de Cabo Frío) es una atracción que “cuenta” un poco de la historia de Cabo Frío.

Construido entre 1617 y 1620 en un islote rocoso en el extremo de la Playa del Fuerte, tenía como objetivo proteger la costa de los ataques de franceses, holandeses e ingleses que invadían la región por la inmensa cantidad de palo brasil que existía allí en el siglo XVII.

Sustituyó al antiguo Fuerte de Santo Inácio do Cabo Frío, ubicado en un islote de la Laguna de Araruama, y considerado excesivamente vulnerable a los ataques. Sirvió para la consolidación del dominio portugués en la región y aseguró la creación de los primeros núcleos de poblamiento.

Como todas las fortalezas portuguesas, estaba compuesto por una estructura de mampostería de piedra y cal, en forma de un polígono cuadrangular irregular. Contaba con 7 cañones (algunos fueron retirados) y 5 habitaciones: la casa de pólvora, el cuartel de los soldados, la sala del comandante, la cocina y la prisión.

Su ubicación era estratégica, pues controlaba el tráfico marítimo y el acceso al Canal do Itajuru, evitando que embarcaciones “enemigas” entraran al interior. En la costa, había 88 puestos de vigilancia entre Cabo Frío y Río de Janeiro, que se comunicaban a través de disparos. Los cañones del Fuerte São Mateus no eran capaces de derribar las embarcaciones enemigas, pero servían para alertar a las tropas de la invasión.

En el siglo XIX, como varias epidemias asolaban Cabo Frío, el Fuerte São Mateus se usó como un lazareto, es decir, un lugar de aislamiento de enfermos con enfermedades infectocontagiosas (1889 – 1920).

Vista a partir do Forte São Mateus, Cabo_Frio, Rio de Janeiro

Como casi todos los monumentos históricos brasileños, el Fuerte pasó por períodos de abandono y restauración. Fue declarado Patrimonio Histórico en 1956 y, más recientemente, comenzó a ser administrado por la Municipalidad de Cabo Frío. Hoy en día, es un espacio cultural y uno de los monumentos más visitados de la ciudad.

Cuando visitamos el Fuerte de São Mateus (diciembre/2021), había una pequeña sala con algunas fotos y un cartel que contaba la historia de la Confederación de los Tamoios (que fue un movimiento de resistencia de los indigenas a los colonos portugueses). Otras salas estaban en obras. Es decir, ¡el espacio cultural necesita mejorar! De todas formas, la visita vale la pena, ya que la vista desde el fuerte es hermosa.

La entrada es gratuita y la atracción está abierta de 8:00 a 18:00 horas.

3. Mirador del Fuerte

Vista do Mirante do Forte, Cabo Frio, Rio de Janeiro, Região dos Lagos

Al lado del fuerte, se encuentra una pequeña playa con algunos barcos de pescadores, donde también puedes observar algunas gaviotas. A la izquierda, una ligera subida te lleva al Mirador del Fuerte, donde puedes tener una increíble vista del Canal de Itajuru, sus aguas azules y las diversas embarcaciones que por él pasan. 

  • El Canal do Itajuru es un canal de 6 km que conecta la Laguna de Araruama con el Océano Atlántico. También era conocido como el Canal de la Laguna de Araruama

En verdad, en el Mirador del Fuerte, hay varios miradores para que observes la región desde diferentes ángulos. Incluso hay una escalera que te lleva hasta bajo en el canal y es usada por algunos pescadores.

4. Barrio de la Pasaje

Arquitetura Colonial, Bairro da Passagem, Cabo Frio, Rio de Janeiro

Imagina un lugar agradable, limpio, bien cuidado y tranquilo. Este es el barrio de la Pasaje (Bairro da Passagem) en Cabo Frío, ubicado a las orillas del Canal de Itajuru. A partir del Mirador del Fuerte, solo tienes que tomar la Av. Almirante Barroso y seguir adelante. Al girar a la derecha, tienes acceso al paseo marítimo.

El barrio de la Pasaje es la “cuna” de la ciudad de Cabo Frío. Fue donde surgieron los primeros núcleos poblacionales de la ciudad a partir del siglo XVII. También es considerado uno de los barrios más antiguos de Brasil.

  • La denominación Pasaje se debe a la existencia en el lugar de un puerto de un punto de embarque y desembarque de mercancías, incluyendo el tráfico de esclavos y de palo brasil, abundante en los bosques nativos de la región (fuente: Clique Diário).

Posteriormente, el comercio se mudó al (actual) centro de Cabo Frío y el barrio de la Pasaje quedó ocupado, principalmente, por pescadores.

Quedaron muchas construcciones de estilo colonial, calles de adoquines y un hermoso paseo marítimo. Caminar por esas calles y apreciar las edificaciones es “obligación” de todo visitante. Hoy en día, encuentras muchos bares, restaurantes y posadas en el barrio. Cuando vuelva a Cabo Frío, definitivamente, quiero hospedarme por allá!

Pier na Orla do Bairro da Passagem, Cabo Frio, Rio de Janeiro

Entre las atracciones que no se pueden dejar de visitar, se encuentra la Capilla de San Benito (Capela de São Benedito), construida por esclavos en el siglo XVIII en honor a su patrón, San Benito. Después de las oraciones, los esclavos se reunían en la plaza frente a la iglesia para practicar la capoeira. Es importante recordar que a los negros no se les permitía asistir a las mismas iglesias que los blancos. 

El conjunto de la Plaza de San Benito y sus alrededores fue declarado patrimonio arquitectónico, histórico y cultural en 2002.

Entrada para o Beco do Príncipe, Cabo Frio, Rio de Janeiro

Otra atracción imperdible es el Callejón del Príncipe. Se trata de una mansión construida por la familia Orleans y Braganza (antigua familia imperial de Brasil en el siglo XIX) en 1958 en el barrio de la Pasaje. Después de la construcción, la familia fue informada que no podía edificar toda el área del terreno, pues parte de ella consistía en una servidumbre de paso utilizada por los pescadores locales. Ante el equívoco, parte del terreno fue expropiado y se construyó un arco que se hizo conocido como “Callejón del Príncipe”.

5. Isla del Japonés

Travessia para a Ilha do Japonês, Bairro da Passagem, Cabo Frio, Rio de Janeiro

La Isla del Japonés es una isla ubicada al final del Canal do Itajuru. Su nombre proviene de un hombre que vivió en la isla y que tenía rasgos orientales, llamado Itso Kawawa, nacido en Yokohama, Japón (fuente: Fully.com.br). La isla está rodeada de playas de aguas azules y cristalinas. En el lugar no hay restaurantes u otras facilidades para los visitantes, pero estas las encuentras muy cerca, en el continente.

Algunos consideran la Isla del Japonés el lugar más bonito de Cabo Frío. Desafortunadamente, no pudimos visitarla, pero tú fácilmente podrás incluir esta isla en tu itinerario por la ciudad.

Se accede por medio de “taxis-lanchas” que parten del Barrio de la Pasaje (punto de referencia: Hotel Solar del Arco). La tarifa cuesta R$ 20 reales por persona (ida y vuelta). No olvides coordinar con tu lancher la hora de regreso.

6. Caminando hasta el centro

Rua Arborizada em Cabo Frio, Rio de Janeiro

A partir del Barrio de la Pasaje, tomamos la Calle Nuestra Señora de la Asunción en dirección al centro de Cabo Frío. En este camino, las construcciones son más modernas, pero el barrio sigue siendo bonito, limpio, agradable y arbolado.

Arte de Rua em Cabo Frio, Rio de Janeiro

Al doblar a la derecha en la Calle Hildebrando Asunción, regresamos al paseo costero del Canal de Cabo Frío. En el camino, llamaron mucho mi atención las pinturas en las paredes de una edificación.

7. Playa de São Bento

Praia de São Bento, Canal do Itajuru, Cabo Frio, Rio de Janeiro

Junto a una acera de piedras portuguesas, en la calle Mal. Floriano, encontramos la Playa de São Bento. Es una playa de agua dulce, con una pequeña extensión de arena, pero muy agradable y poco concurrida. Cuando la visitamos, solo una familia disfrutaba de esa tranquilidad bajo su sombrilla.

8. Almuerzo en el Boulevard São Bento

Boulevard São Bento, Várias Opções de Restaurantes, Cabo Frio, Rio de Janeiro

“Es hora del almuerzo. Siguiendo por los márgenes del canal, encontramos un Bulevar (Boulevard São Bento) con varias opciones de restaurantes, hamburgueserías, loncherías y heladerías. Varios restaurantes están bien evaluados en Tripadvisor, entre los cuales:

  • Tia Maluca (4/5)
  • Zé da Picanha (4/5)
  • Brasileiríssimo (5/5)
  • Majará do Canal (4/5)
  • Galeto do Zé (4/5)
  • Picolino (4,5/5).

Nos gustó mucho el Restaurante Brasileiríssimo. No es una “experiencia gastronómica”, pero los platos están bien servidos y la comida estaba buena. El precio era razonable y fuimos bien atendidos. Lo mejor de todo es la vista al Canal.

9. Plaza Porto Rocha

Praça Porto Rocha, Cabo Frio, Rio de Janeiro

La Plaza Porto Rocha (Praça Porto Rocha) es la plaza central de Cabo Frío. En ella hay un quiosco que fue revitalizado por la Municipalidad. También es el lugar donde suele montarse un árbol de Navidad durante las festividades de fin de año. En los alrededores, hay varios establecimientos comerciales: farmacias, supermercados, bancos, tiendas de ropa, etc.

10. Iglesia Nossa Senhora da Assunção

Igreja Nossa Senhora da Conceição, Cabo Frio, Rio de Janeiro

Lo que más llama la atención en la Plaza Porto Rocha es la Iglesia Matriz Nossa Senhora da Assunção, que comenzó a construirse en 1663, cuando el núcleo urbano de Cabo Frío comenzó a trasladarse del barrio da Passagem al centro actual (fuente: Wikipedia). Construida en estilo barroco, es una iglesia pequeña, sencilla, pero muy hermosa. Sin duda, ¡vale la pena visitarla!

11. Office Café Centro

Después del almuerzo, ¿qué tal un cafecito? Paramós rápidamente en la Office Café Centro, a pocos metros de la iglesia. La cafetería es acogedora y tiene buenas opciones de cafés, pasteles y dulces. Los precios son razonables. Un expreso, p. ej., costaba R$ 5 (cinco reales). Además, nada mejor que aprovechar un poco el aire acondicionado en aquel calor de Cabo Frío.

Muchos elogian las opciones veganas y low carb de esta cafetería. La atención fue excelente.

12. Morro da Guia

Vista do Canal do Itajuru a partir do Morro do Guia, Cabo Frio

El Morro da Guia (lt. Cerro de la Guia) es, literal y figurativamente, el punto culminante de nuestro itinerario. Además de ser una de las postales de Cabo Frío, es el lugar ideal para obtener una vista panorámica de la ciudad. ¡Imperdible! Desde allí, no se pueden ver las playas de Cabo Frío, pero se puede apreciar el paisaje urbano de la ciudad y el hermoso escenario del Canal do Itajuru.

Vista do Canal do Itajuru a partir do Morro do Guia, Cabo Frio

La entrada está al lado del Museo de Arte Religioso Tradicional (donde funcionaba el antiguo Convento de los Ángeles), en la parte baja, muy cerca del Puente sobre el Canal do Itajuru.

La subida del morro es moderada. ¡Vaya a su ritmo! La caminata es de 5 a 10 minutos. El acceso se hace por una calle empedrada o por una escalera lateral.

En la cima, encuentra la bandera de Brasil, una terraza de madera, varios miradores (con distintos ángulos de la ciudad), un jardín y la Capilla Nuestra Señora de la Guia.

Capela Nossa Senhora da Guia, Morro do Guia, Cabo Frio, Rio de Janeiro

La Capilla Nuestra Señora de la Guia (Capela Nossa Senhora da Guia) fue construida en 1740, en estilo barroco, por los frailes franciscanos con el objetivo de tener un lugar de oración y contemplación de la naturaleza. ¡El lugar escogido fue excelente! En 1957, la capilla fue declarada Patrimonio Histórico.

Cuenta la leyenda que la imagen de Nuestra Señora de la Guia poseía un altar dedicado a ella en el convento de Nuestra Señora de los Ángeles, en la Plaza Santo Antônio. Pero cuando la imagen era puesta ahí, misteriosamente aparecía al día siguiente en la cima del morro, que está detrás del antiguo convento. Después de varios intentos, se hizo la “voluntad” de la santa y se erigió una capilla en la cima del monte, que en 1740, pasó a llamarse Morro da Guia (fuente: cabofrio.rj.gov.br).

Cuando visitamos el Cerro, desafortunadamente, la capilla no estaba abierta, pero aprovechamos para descansar un poco en su entrada.

13. Calle de los Bikinis

Rua dos Biquinis, Cabo Frio, Rio de Janeiro

La Rua dos Biquínis (Calle de los Bikinis) es un paseo peatonal cubierto ubicado en el barrio Gamboa, donde se concentran varias tiendas de bikinis. Confieso que en mi vida no recuerdo haber conocido otra calle con tantas tiendas de bikinis. Los precios no son baratos, pero en alguna que otra tienda puedes encontrar alguna oferta. No hay tiendas de ropa masculina. De todas formas, creo que vale la pena dar un paseo por allí, aunque sea solo para dar una vuelta y protegerse del sol.

Para llegar a la Rua dos Biquínis desde el Morro do Guia, simplemente cruza el puente sobre el Canal do Itajuru. Son 5 minutos a pie. La calle está bien señalizada.

Y nuestro itinerario termina aquí, en la Rua dos Biquínis, desde donde tomamos un Uber de regreso a nuestro hotel en Arraial do Cabo.

¿Y qué tal Cabo Frío?

Cabo Frío es una ciudad con excelente infraestructura, limpia y muy agradable. Nuestro itinerario le permite conocer las principales atracciones simplemente caminando por la ciudad.

El recorrido tomó alrededor de 5 horas, ya considerando el almuerzo. No se tuvo en cuenta la visita a la Isla del Japonés. Esto es solo una estimación, ya que cada viajero tiene su propio ritmo de caminar y también puede pasar más tiempo en cada punto en el camino.

Obviamente, hay otros lugares que también merecen ser visitados si tienes más tiempo, como la Playa das Conchas, la Playa do Foguete, la Playa das Dunas y la Isla dos Papagaios. ¡Solo no te quejes del agua fría!

Espero que hayas disfrutado del artículo. ¡Consulta aquí todas nuestras publicaciones en español!

Show CommentsClose Comments

Leave a comment